EL QUE TRANSCURRE

Publicado en por Julio Mauricio Pacheco Polanco

 

Yo podía soñar

Y así mantuve mi estar, hasta ahora.

Yo pude quedarme en las fábricas o en un banco

Pero no había necesidad de apartar un libro

Por las botas o el traje de corbata.

Bebí de los labios de las muchachas que no se dejaban tocar el derrier

Y otras frases inéditas más de mi inspiración fluyeron

Para convertirse en diálogos incomprensibles

Hasta ser una poesía clara y sencilla

Como debe ser el proverbio

Cuando todo está esclarecido.

Pude ser un hombre común  como todos

Pero preferí soñar un mundo que no sabía

La humanidad sueña

Y así mantengo mi estar, hasta ahora.

De las tardes en silencio

Rescato lo afable que hay en un poema

Lo aburridas que son las calles

Lo tedioso que me resulta conversar con personas convencidas

Cuando sé que detrás de cada verdad hay un interés, una mentira

Una impostación donde evoco estos momentos

Para los días de la escritura,

De los atardeceres donde el cielo está siempre allí,

Esta forma de libertad que no siempre fue así

Como es tomar una KR y hacer lo que me gusta hacer: escribir.

De las pocas personas que he conocido

Que se dedican a lo que es el propósito de sus vidas

Cuando hacen en sus vidas, lo que es su sueño

He hallado más bien personas frustradas,

Pocas acertadas, pocos sueños hechos realidad.

¿Me perdí de algo en este estar?

No, ya estuve aquí y allá

Como para conocer de las decepciones y los errores.

En la hora que llega, cuando el cielo es más azul e intenso

Cuando la vida se manifiesta dentro de mis interrogantes

En el despertar de un nuevo día,

Transcurro para el tiempo

Con certezas firmes y otras preguntas descartadas.

Yo que quise conocer a Dios y sus misterios

Debo conformarme con una mente conquistada,

Un Libre Albedrio donde mi voluntad es extraña ante otras personas

Si acaso la admiración está fuera de mis intereses

Si acaso las fortalezas son así, ajenas a lo vano

A esas búsquedas de fama y riqueza.

Honro mi palabra y así quiero que permanezca

De los viles me aparté por saber que mueren interiormente

Y la paz, virtud rara para los hombres que no se soportan

En mí son Literatura.

He hablado de tal manera siempre,

Así escribo,

Así estoy aquí, en el mundo.

 

Julio Mauricio Pacheco Polanco

Poeta

 

Todos los Derechos Reservados para

Julio Mauricio Pacheco Polanco

 

Comentar este post