LA SONRISA DEL POETA CUANDO FUE FELIZ

Publicado en por Julio Mauricio Pacheco Polanco

 

 

Así de cerca tuve a Nuestro Señor.

El desierto era plácido

Y el silencio, la esperanza de alguien más.

Las oraciones también fui yo

Y en las plegarias todos fuimos un solo hombre.

¿Qué importaba morir al llegar al destino

Sino una gracia inolvidable me llenaba?

¿Ése es el gozo del cual tanto se habla

Cuando se habla de Dios?

Porque al avanzar en mi propósito

Lo que debió morar en mí

Fue lo más buscado por los bendecidos.

Las estrellas me llenaron de vida

Y paso a paso en contra de la guerra iba.

¿Sentí miedo en mi avanzar

Cuando contra intereses mundiales me enfrentaba?

Era marzo del 2003 mientras que USA invadía a Irak.

Yo solo tenía en mente cruzar el océano como polizonte

Y hacer mi ruta desconocida hasta llegar a Su Santidad.

La carta debió haberle llegado pensaba,

¿Por qué el mundo debía estar contra el mundo?,

Me preguntaba, y así proseguía

Mientras mis palabras resonaban en los que me escucharon

Cuando hablé de paz, cuando hablé de Dios,

Cuando hablé de 1,000 años de paz y felicidad,

Cuando hablé de la Voluntad de Dios,

Cuando fui su Voluntad.

 

Julio Mauricio Pacheco Polanco

Poeta

 

Todos los Derechos Reservados para

Julio Mauricio Pacheco Polanco

Comentar este post